Cristo de las Misericordias, de José Manuel García Pulido

Recuerdo la primera vez que escuché esta marcha. Fue en la calle Javier Lasso de la Vega. Martes Santo de 2015. Tras un interminable parón, el palio de la Virgen de los Dolores de Santa Cruz por fin vuelve a levantarse. Empieza a sonar una marcha que desconozco, que a medida que suena me va llamando más y más la atención. Escrudriño los ojos para intentar saber qué están tocando, y mientras comienza el trío, escucho como José Manuel Tristán le dice al músico que tiene a su lado: “Esta marcha es preciosa”.

Y es que Cristo de las Misericordias, de José Manuel García Pulido, lo es. Mucha gente utiliza el adjetivo triste para hablar con desprecio de algunas marchas. Escuchen el trío de esta marcha y escucharán lo bella que puede ser a veces la tristeza.  Disfruten de ella tanto como yo.

Suena Cristo de las Misericordias:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *